30 noviembre 2017

Los colores del otoño

A todos nos gustan los colores de las hojas en el campo en otoño, pero muchos de nosotros quizás no sepamos responder a preguntas tan sencillas como  ¿por qué adquieren esos colores?
¿por qué se caen las hojas?

 Suelo del parque en otoño

 Todo el mundo ve el parque lleno de hojas, como algo poético (no tanto las personas del servicio de limpieza), pero ¿sabemos explicarlo?
En realidad, la caída de la hoja en otoño, es un fenómeno de superviviencia. Es un fenómeno provocado por cambios profundos en la fisiología de la hoja. Se inicia con la disminuciòn de temperatura y de la luz solar presente.

Cuando las hojas se caen, la planta entra en un período de latencia, de descanso y de ahorro de energía en el que las hojas pierden su utilidad. Al no producirse evaporación de agua por las hojas, las raíce absorben menos agua, con lo que soportan mejor el frío. Al disminuir la cantidad de agua en el interior de la planta, la concentración de sales minerales y azúcares aumenta, provocando, lo que se llama, un descenso crioscópico que disminuye la temperatura de congelación  de la hoja.

Si estas plantas mantuvieran sus hojas, comenzarían a realizar la fotosíntesis en cuanto un día calentara el sol en invierno.  Esto aumentaría la cantidad de agua presente en las hojas y, por tanto, su facilidad para congelarse. La planta quedaría cubierta de hojas muertas. Si no se desprendieran, no podrían nacer las nueva hojas y la planta moriría.

Estas plantas de hoja caduca (se caen cada año) se comienzan a deshacer de las hojas en cuanto la luz del sol se reduce y llega el frío. En ese momento se produce un fenómeno llamado absición: la planta produce ciertas células que se desarrollan en la unión entre la hoja y la rama, desde la base de la unión hacia el interior, que cortan la junta entre ambas, lo que termina separando la hoja del árbol, que cae al suelo.

La absición viene provocada por una hormona de la planta, llamada ácido absícico, que provoca la separación de la hoja.

Con el paso de los días, aumentan las horas de sol y la temperatura. La fitohormona inhibidora (ácido absícico) disminuye su presencia y comienza a actuar otra fitohormona que "revive" al vegetal: la gibelerina (también provoca la germinación de las semillas). ¡La primavera ha llegado!

Pero aún no he explicado por qué las hojas cambian de color. El pigmento en mayor cantidad es la clorofila, que le da el color verde a la planta. Con el fŕio, la clorofila no se produce y desaparece. En ese momento aparecen otros pigmentos (carotenoides, flavonoides, antiocinas) que estaban en la hoja, enmascarados por la clorofila. Estos pigmentos le dan el tono amarilento, rojizo o pardo. Se cree que, al aumentar el frío, los azúcares se quedan atrapados en la hoja y que, al reacionar con otras sustancias, generan los pigmentos rojizos.

Y, para terminar, no puedo evitar mezclar color y sonido: ¡Otoño y Vivaldi!


El Otoño, de Vivaldi:
Primer movimiento: Allegro - Los alegres campesinos celebran con danzas y cantos la recolección de la cosecha, musicalmente la danza esta escrita en un compás de 4/4 en donde las figuras rítmicas son iguales para el solista como para toda la orquesta, el cambio rítmico del solista en arpegios de dobles corcheas describe a un borrachín que después de varias travesuras al fin se queda dormido. 
Segundo movimiento: Adagio molto - Los demás campesinos no dejan solo a este borrachín y lo acompañan en su embriaguez hasta que el vino y el sueño los vence.

Tercer movimiento: Allegro - Llenos de gran entusiasmo y acompañados por los ladridos de sus perros y el sonar de sus cornos los cazadores se dirigen al bosque.


Ismael

No hay comentarios: